Neo Club Press Miami FL

Agua dulce

Agua dulce

Agua dulce
Septiembre 03
20:50 2014

 

 

 

 

 

 

 

 

Nadie es lo que espera el otro
que ve lo que imagina
mejor es no vivir de espaldas a uno mismo
como la flor en la piedra rancia
que ha sido lanzada sin que puedas
ver el sol o el abismo
el otro siempre acontece
en la forma en la que no dominas
cómo es la muerte sin el eco
el llanto de quienes más tarde
olvidaron todo lo que perdonaste
y olvidaron limpiar en el cristal
esa imaginaria frontera
que no deslumbraba ningún acercamiento.

Habrá que prenderle fuego a las conquistas
ya lo dije
puede que tome ron con los perdidos
no hablo mal de ellos
ni aunque saque la lengua y me la tejan.

Padecer es un punto cercano a la ignorancia
y algunos llevan tanto tiempo
metidos en sus padecimientos
que a veces barajan ese estigma
de ir quemados de un borde a otro
con la boca cosida por el llanto.

Nadie espera ver lo que imagina
ni uno puede darse el lujo de vivir
de espaldas todo el tiempo.

Sobre el autor

Juan Carlos Recio

Juan Carlos Recio

Juan Carlos Recio (Santa Clara, 1968). Poeta y narrador. Su libro “El buscaluz colgado” fue Premio de la Ciudad de Santa Clara en 1990. Obtuvo también una primera mención en el Premio Julián del Casal de la UNEAC, en 1991, con su poemario inédito “Hay un hombre en la cruz”. Ha publicado, entre otros, los poemarios “Sentado en el aire” y “La pasión del ignorante”. Desde el año 2000 reside en la ciudad de Nueva York, donde edita el blog Sentado en el Aire.

Artículos relacionados

2 comentarios

  1. Gino
    Gino Septiembre 10, 20:02

    Enorme

    Reply to this comment
  2. Bellino
    Bellino Septiembre 10, 21:34

    poesia de vida, recia como un golpe de aprendizaje

    Reply to this comment

Escriba un comentario

En Venezuela el desenlace pasa por los cuarteles: El análisis de Montaner:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Jorge Olivera Castillo

Necesidad del fuego

Jorge Olivera Castillo

                  Si sigues ocultando el fuego vendrá el invierno a hospedarse en cada rincón de mi cuerpo. No dejes que mis huesos

0 comentario Leer más
  Alcides Herrera

Una espina dorada

Alcides Herrera

                  Desde la vida rota, caigo en miles de charcos, casi todos hechos de aire y del recuerdo de que alguna vez

0 comentario Leer más
  Jorge Ignacio Pérez

El viaje de Silvia (XV y final)

Jorge Ignacio Pérez

La tarde/noche en que se fue, cayó un aguacero cerrado y largo, como los aguaceros tropicales pero sin olor salvaje. La llevamos en el coche hasta el aeropuerto y juntos,

0 comentario Leer más

Capitolio de La Habana – Daphne Rosas (2011)

Festival Vista Miami