Neo Club Press Miami FL

El otro ego y el superhombre

El otro ego y el superhombre

Abril 18
20:43 2013

1 ANNELNo es que no tenga ego (tal vez tiene más ego que ningún otro hombre o mujer): es que en el proceso de domesticación del ego, en el instante en que el ego es controlado y puesto al servicio del placer de la diversión, el otro ego se realiza. ¿El otro ego? Ése que toma distancia y se ríe del ego tradicional, consuetudinario. Ése que detecta al ego costumbrista como un bebedor de cerveza el sitio del jardín donde puede mear a gusto, porque no hay perros ni guardián ni farol que lo exponga al escarnio general. El otro ego del superhombre.

El otro ego, el ego del superhombre, se ríe de sí mismo. El ego del superhombre se divierte a solas consigo mismo, chapoteando en el mar de su insignificancia. Pues sólo desde el descubrimiento profundo, sabio, generoso, de nuestra insignificancia, es posible descender fluidamente, como por una canalita, hacia la alberca de la realización interior (en alas de la inteligencia emocional, o como quiera que se le llame).

El otro ego se ríe del ego costumbrista y concluye: Solo desde la insignificancia se puede nacer en sucesión, saltar interminablemente, de descubrimiento en descubrimiento.

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

La influencia de Macron en América Latina. El análisis de Carlos Alberto Montaner:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Nicanor Parra

No creo en la vía pacífica

Nicanor Parra

                    No creo en la vía violenta me gustaría creer en algo —pero no creo creer es creer en Dios lo

0 comentario Leer más
  Rafael Vilches

Sangra tu mirada bajo el caballo

Rafael Vilches

a Guillermo                   Sangra tu mirada bajo el caballo, roto el hígado tras una canción de Serrat no has de hacerle swing

0 comentario Leer más
  José Hugo Fernández

Los animales políticos de Reinaldo Arenas

José Hugo Fernández

Se cuenta que Pitágoras rechazaba comer carne porque veía en los animales posibles reencarnaciones de sus amigos muertos. Es un escrúpulo encomiable siempre que uno esté convencido de que en

0 comentario Leer más

Capitolio de La Habana – Daphne Rosas (2011)

Festival Vista Miami