Neo Club Press Miami FL

Armando Añel: Señas de identidad del Personaje

Armando Añel: Señas de identidad del Personaje

febrero 29
06:25 2012

1-0_aelEn la introducción a Apocalipsis: La Resurrección digo que El Personaje, de hierro fundido, es el ancla que nos impide zarpar. Con algunos amigos he hablado sobre El Personaje. Alguno ha insistido en que lo defina (a veces ni yo mismo tengo muy claro cuáles son sus señas de identidad fundamentales).

En cualquier caso, a continuación, para los interesados, un breve esbozo del Personaje –un intento más bien, y muy incompleto–, peso muerto directamente implicado en la infelicidad de casi todo el mundo.

Algunas señas de identidad del Personaje

―El Personaje vive concentrado, consciente o inconscientemente, en representar un papel (y esto esencialmente lo definiría). De manera que le interesa menos disfrutar el momento, su momento, que cómo ese momento es percibido por los demás.

―El Personaje se cree importante.
―El Personaje siempre tiene algo que decir.
―El Personaje siempre tiene un pero en la punta de la lengua.
―El Personaje es rehén de su necesidad de ser reconocido, escuchado, “tenido en cuenta”.

―El Personaje, secuestrado por la tradición, suele despreciar a las mujeres. Mantiene a la suya, si la tuviera, en segundo plano. A veces lo hace públicamente, escandalosamente, otras se cuida de dejarlo entrever. Pero siempre menosprecia la sensibilidad femenina, esa “irracional debilidad” que lo exaspera en el día a día.

―El Personaje cree que la comunicación en el amor lo ridiculiza. Mas decía Krishnamurti:

“Amor significa que no hay separación, ni dominio, ni actividad egocéntrica. Para descubrir lo que es amor, uno debe negar todo eso”.

En resumen

Si usted no se saca El Personaje de encima, está perdido. Pura caricatura revestida de solemnidad, aunque ni siquiera se dé por enterado.

Algunos, excepcionalmente, viven sin El Personaje a cuestas con absoluta naturalidad. Muy minoritarios, usted puede reconocerlos porque casi siempre sonríen y no dan demasiada importancia a lo accesorio de la vida, que es casi todo. Yo no sonrío más porque tengo cuentas pendientes con el dentista, que si no…

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

Libro «Gastón Baquero y Rafael Díaz-Balart sobre racismo y clasismo en Cuba»

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Rebeca Ulloa

El suegro y la nuera

Rebeca Ulloa

  No era mucho lo que le pedía el suegro a su nuera. En realidad, en cualquier lugar del mundo -claro, un lugar normal-, para comer unos tostones, o patacones,

0 comentario Leer más
  José Hugo Fernández

¿Por qué enterraron vivo a Severo Sarduy?

José Hugo Fernández

  Parece que el documental Severo secreto, exhibido hace pocos días en La Habana, durante la Muestra de Cine Joven, se ha propuesto resucitar a Severo Sarduy para las nuevas

0 comentario Leer más
  Waldo González López

Ismael Sambra: Sin sombra

Waldo González López

  Conocí a Ismael Sambra décadas atras en la bella y caribeña Santiago de Cuba (donde naciera en 1947), cantada por grandes poetas como Rafaela Chacón Nardi, quien, por la

0 comentario Leer más

Festival Vista Miami