Neo Club Press Miami FL

Armando Añel: Señas de identidad del Personaje

Armando Añel: Señas de identidad del Personaje

febrero 29
06:25 2012

1-0_aelEn la introducción a Apocalipsis: La Resurrección digo que El Personaje, de hierro fundido, es el ancla que nos impide zarpar. Con algunos amigos he hablado sobre El Personaje. Alguno ha insistido en que lo defina (a veces ni yo mismo tengo muy claro cuáles son sus señas de identidad fundamentales).

En cualquier caso, a continuación, para los interesados, un breve esbozo del Personaje –un intento más bien, y muy incompleto–, peso muerto directamente implicado en la infelicidad de casi todo el mundo.

Algunas señas de identidad del Personaje

―El Personaje vive concentrado, consciente o inconscientemente, en representar un papel (y esto esencialmente lo definiría). De manera que le interesa menos disfrutar el momento, su momento, que cómo ese momento es percibido por los demás.

―El Personaje se cree importante.
―El Personaje siempre tiene algo que decir.
―El Personaje siempre tiene un pero en la punta de la lengua.
―El Personaje es rehén de su necesidad de ser reconocido, escuchado, “tenido en cuenta”.

―El Personaje, secuestrado por la tradición, suele despreciar a las mujeres. Mantiene a la suya, si la tuviera, en segundo plano. A veces lo hace públicamente, escandalosamente, otras se cuida de dejarlo entrever. Pero siempre menosprecia la sensibilidad femenina, esa “irracional debilidad” que lo exaspera en el día a día.

―El Personaje cree que la comunicación en el amor lo ridiculiza. Mas decía Krishnamurti:

“Amor significa que no hay separación, ni dominio, ni actividad egocéntrica. Para descubrir lo que es amor, uno debe negar todo eso”.

En resumen

Si usted no se saca El Personaje de encima, está perdido. Pura caricatura revestida de solemnidad, aunque ni siquiera se dé por enterado.

Algunos, excepcionalmente, viven sin El Personaje a cuestas con absoluta naturalidad. Muy minoritarios, usted puede reconocerlos porque casi siempre sonríen y no dan demasiada importancia a lo accesorio de la vida, que es casi todo. Yo no sonrío más porque tengo cuentas pendientes con el dentista, que si no…

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

el Instituto la Rosa Blanca entrega tercer premio “Juana Gros de Olea”. enero 28, 2017:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Francisco Alemán de las Casas

La huérfana

Francisco Alemán de las Casas

                Cuando niña fui un poco más huérfana que ahora tuve que recuerde nueve padres sucesivos en dos años También una madre de

0 comentario Leer más
  Manuel Gayol Mecías

Cuatro fases del sueño

Manuel Gayol Mecías

  En el sueño, por mi propia experiencia de soñador, hay una transfiguración narrativa y otra poética. Y en la primera, que va desde la duermevela y la región Alfa

0 comentario Leer más
  Jorge Olivera Castillo

Alucinaciones

Jorge Olivera Castillo

                Un ilustre representante del proletariado me pregunta si lo que se mece en sus pupilas es un puente de plata Le advierto

0 comentario Leer más

Festival Vista Miami