Neo Club Press Miami FL

Carta a todos los cubanos

Carta a todos los cubanos

Carta a todos los cubanos
junio 29
22:12 2014

Si hoy en la mañana decides matarme por mi ideas o por cumplir una orden de otra persona que no me conoce y no te conoce a ti tampoco, puede que esté bien si aceptas en tu corazón la responsabilidad personal. No culpes a nadie por tus decisiones. Las victorias y las derrotas son tuyas, no del otro.

Si hoy en la mañana decides amarme, tampoco significa que todo esté bien. Yo puedo no amarte hoy y no amarte nunca, pero también tendré que ser responsable de mi desamor y mi soledad. Tú y yo debemos asumir el costo, la vida de nuestras decisiones en el corazón de nuestro cuerpo y en el cuerpo de nuestro espíritu.

Cubano donde quiera que estés: hazte responsable de tus decisiones. Si decides matar o reprimir a otro cubano que piensa que nuestro país no debe estar dominado y maltrecho, herido y empobrecido por el empeño de otros cubanos que han decidido no ayudar al progreso económico, cultural, social de Cuba, debes hacerte responsable de esa decisión, tus acciones no son buenas ni malas, solo son tus acciones.  Quienes hundieron un barco lleno de niños hoy caminan a tu lado, conversan contigo, llevan a sus nietos a la misma escuela al que van los tuyos. Ellos tomaron esa decisión, no los mandaron. ¿Cuánto te puedo pagar ahora mismo por matar con tus manos a un niño? ¿Cuál es el precio de la vida humana? Estamos conviviendo con asesinos. Nosotros también lo somos apoyando con nuestro silencio la cárcel y las prisión de los millones de cubanos que han decidido robar o matar como delito comunes. No todos matan seres humanos, algunos matan animales. Algunos cumplen su vida entre rejas por un pedazo de carne de vaca.

Cubanos, somos como cualquier país del mundo. Nos maltratamos entre nosotros. Nos mentimos y nombramos a otros culpables de nuestras decisiones buenas o malas. Nadie obligó a mi padre a separarse de mí. La idea de un partido político nunca será más fuerte que el amor de un padre y una madre por sus hijos. La idea de una posible patria no puede ser màs fuerte que el sentido de la maternidad humana. Si así lo fuera, no seríamos siquiera animales. Ningún animal excepto el hombre es capaz de abandonar a sus hijos por una mentira. El alma de nuestros hijos es inmortal. El Partido Comunista de Cuba y el partido de ningún país del mundo lo puede ser porque solo se trata de una idea sin cuerpo y sin fundamentos biológicos, naturales. Parado en la tumba de Napoleón en el medio de la ciudad de París, comprendí lo inútil de la gloria y el poder que alimenta el ego y las vanidades.

Esta carta está dirigida a todos los cubanos. A todos. Pero especialmente a quienes nos atacan, nos reprimen y nos matan de hambre o torturan en las cárceles. Yo me llamo Nilo Julián. Mi nombre completo es Nilo Julián González Preval y te pido en nombre de Dios y en nombre de la humanidad, que tomes conciencia y pienses en tus hijos, en tu esposa, en tu familia cuando me mates o me tortures.

Cubanos, ¿cómo es posible que no podamos producir la leche de nuestros hijos o la carne para alimentar los cuerpos envejecidos de nuestros padres? Nuestras ciudades desaparecen en cada derrumbe y en cada ciclón. Hay hambre en Cuba. Nuestros hijos no tienen suficiente carne, ni queso, ni pan, y aun así dedicamos ingentes recursos a perseguirnos, acosarnos, violar los derechos de otros cubanos. En vez de producir desarrollo estamos produciendo violencia. Nuestras casas se derrumban con nuestros hijos durmiendo dentro de ellas o se incendian por las malas condiciones en las cuales hemos vivido estos últimos cincuentas años. Cubanos, ahora que ya no estamos matando hombres en Vietnam, Nicaragua o Angola, nos están proponiendo que nos matemos dentro de Cuba. Piénsalo bien, nos están proponiendo que nos matemos dentro de nuestras familias y dentro de nuestros barrios. Cada policía que te ataca, es un cubano que no sabe que está participando de una guerra de exterminio, una guerra en la cual están exterminando nuestra humanidad y nuestras mejores virtudes. No nacemos asesinos, nos educamos como asesinos y en eso nos convertimos de manera inconsciente, pero el efecto es terrible e igual de espantoso.

Amigos, cubanos todos. Cuando los cubanos que atacan la casa de otros cubanos no lo están haciendo, deben de estar en algún lugar. Quienes  te reprimen, torturan, encarcelan y matan, viven en Cuba. Son cubanos y a ellos deben estar dirigidas nuestras plegarias y nuestros mejores deseos. Nuestra fe y nuestro corazón. El siglo XX fue una aventura de fuego y azufre, millones de vidas calcinadas por la pólvora y los gases, por el hambre, la envidia, las religiones, el miedo al otro y la esclavitud. Este siglo ha comenzado igual. Hambre. Muerte. Soledad. Cada cubano de uniforme y con un arma, cada cubano que golpea a otro cubano y lo condena a cárcel por desear comida y ropa para sus hijos, está participando de la muerte y el odio, está acumulando muerte y odio.

Esta carta está dirigida a todos los cubanos. A todos. Pero especialmente a quienes nos atacan, nos reprimen y nos matan de hambre o torturan en las cárceles. Yo me llamo Nilo Julián. Mi nombre completo es Nilo Julián González Preval y te pido en nombre de Dios y en nombre de la humanidad, que tomes conciencia y pienses en tus hijos, en tu esposa, en tu familia cuando me mates o me tortures. Estás enseñando a los hijos de alguien a que maten y torturen a tus hijos o a tus nietos. Hazte responsable de tus actos. Para que no sientas miedo el día que vengan a matarte.

Sobre el autor

Nilo Julián González

Nilo Julián González

Nilo Julián González nació en 1967 en La Habana. Escritor, dibujante, pintor, curador, grafitero, performer, trabaja la fotografía y es realizador audiovisual. De formación autodidacta, es uno de los fundadores del proyecto Omni Zona Franca, con origen en la zona periférica de Alamar, al este de la capital cubana. Integrante fundador de ACETATO Producciones, reside en la Isla. Su poemario “Toca al corazón que late” fue publicado por Neo Club Ediciones en 2014.

Artículos relacionados

1 comentario

  1. NILO JULIÀN GONZÀLEZ PREVAL-ARTISTA DE PLÁSTICA CUBANO.
    NILO JULIÀN GONZÀLEZ PREVAL-ARTISTA DE PLÁSTICA CUBANO. junio 30, 01:03

    Esta carta está dirigida a todos los cubanos. A todos. Pero especialmente a quienes nos atacan, nos reprimen y nos matan de hambre o torturan en las cárceles. Yo me llamo Nilo Julián. Mi nombre completo es Nilo Julián González Preval y te pido en nombre de Dios y en nombre de la humanidad, que tomes conciencia y pienses en tus hijos, en tu esposa, en tu familia cuando me mates o me tortures.

Escriba un comentario

Video destacado:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Kiko Arocha

Las deudas

Kiko Arocha

  Miró a su hermano menor con penetración, como miran los felinos, para decirle: —Te veo nervioso, suelta la botella que no va a pasar na. —Mira mi hermano, estoy

0 comentario Leer más
  Manuel Gayol Mecías

Fidel ha muerto

Manuel Gayol Mecías

  Las palabras y los muertos (Premio Internacional Mario Vargas Llosa, Universidad de Murcia, España, Seix Barral, 2007), del escritor cubano Amir Valle, trata sobre la muerte de Fidel Castro y los

0 comentario Leer más
  Jorge Olivera Castillo

Pan (de yeso) y circo

Jorge Olivera Castillo

                El circo no es el pasatiempo donde lavamos las llagas del hambre con sonrisas espontáneas y puras. Tampoco es el lugar para

0 comentario Leer más

Festival Vista Miami