Neo Club Press Miami FL

El subdesarrollo está en la academia

 Lo último
  • La revuelta de los holgazanes Ya se sabe que Lenin no trabajó nunca, que mientras se preparaba para su único empleo, el de alucinado profesional, comió y vistió durante 30 años con las remesas que...
  • El diablo embotellado del castrismo Uno no sabe si vomitar o retorcerse de vergüenza ajena ante esa manada de esbirros, jóvenes en mayoría, con pulóveres bien ajustados para lucir músculos y con toda la traza...
  • Equality is inhuman Capitalism cannot offer you equality—equality is inhuman–, not even security in terms of assistance (capitalism opens a range of possibilities so you, and only you, ensure your security). Capitalism however...
  • Tres: Kim, la prensa y la militarización de Cuba El hombre-cohete A pesar de que vivimos en la Sociedad del Disparate, allí donde aún funciona el estado de derecho –caso de Estados Unidos– sigue habiendo fricciones entre la puesta...
  • Degeneración del cubano, el mal mayor del castrismo El mayor daño hecho por los Castro a la nación cubana sin dudas es, sí, de carácter antropológico. No digo algo nuevo. Me descubrí coincidiendo con quienes comenzaron a decir...

El subdesarrollo está en la academia

El subdesarrollo está en la academia
diciembre 28
14:04 2015

 

Uno de los grandes problemas que padece la cultura latinoamericana es el complejo de inferioridad, y de eso en gran medida son culpables los académicos latinoamericanos. Este complejo les lleva a ignorar los eventos y lecciones de las democracias más avanzadas, fundamentalmente las de origen anglosajón.  No leen lo que tienen que leer, no traducen o traducen mal, no sacan conclusiones de donde las tienen que sacar y hablan de neoliberalismo como si lo hubiera inventado Pinochet.

Y es que el rechazo (resentimiento) de la academia a la clase empresarial y en general al capitalismo –representado por el “monstruo revuelto y brutal”: Estados Unidos– no se afinca en conclusiones de índole intelectual, sino de orden sentimental. La academia no se siente suficientemente reconocida y rechaza el éxito y/o el nivel de vida de los que considera inferiores en conocimiento y significación.  No puede soportar que un vendedor de papel higiénico posea yate y cuatro casas y un profesor universitario tenga que cuadrar cuentas a fin de mes.

Ya sabemos que la política es sentimiento antes que conocimiento. Y la filosofía, y la pedagogía, también.

En no menor medida el culpable del atraso latinoamericano, hispanohablante en general, no es el famoso “neoliberalismo”, sino precisamente el vampiro académico. Los académicos y las universidades “gratuitas” (entrecomillo porque en realidad no son gratuitas, sino que las pagan los pobres contribuyentes, vilmente esquilmados por el Estado). Es a partir de esta academia liberticida y antediluviana que la cascarita de piña del antiamericanismo y el marxismo se esparce piramidalmente y crea los estados de opinión y actitud que a su vez generan el subdesarrollo. ¿Consecuencia? La gente termina sin papel con que limpiarse… la boca.

Como en Cuba y Venezuela.

Sobre el autor

Armando Añel

Armando Añel

Armando Añel (La Habana, 1966). Ghost Writer, fue periodista independiente en Cuba. En 1999 recibió el Primer Premio de Ensayo de la fundación alemana Friedrich Naumann. Ha sido columnista de periódicos como Tiempos del Mundo, Libertad Digital y Diario las Américas, y editor de revistas como Perfiles, Encuentro de la Cultura Cubana, Islas y, actualmente, Herencia Cultural Cubana. Ha publicado las novelas "Apocalipsis: La resurrección" y "Erótica", la compilación de relatos "Cuentos de camino", los poemarios "Juegos de rol" y "La pausa que refresca" y las biografías "Instituto Edison: Escuela de vida" y "Jerónimo Esteve Abril, apuntes y testimonios", entre otros. Vive en Miami.

Artículos relacionados

Radio Viva 24

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Gabriel Barrenechea

Cháchara de muertos

José Gabriel Barrenechea

Es sábado en la noche. Mi esposa me ha arrastrado aquí, de visita a casa de una amiga suya. Ellas dos, que ya se acercan o han llegado a los

Leer más
  Otilio Carvajal

El discurso tanático de Félix Anesio

Otilio Carvajal

  Hoy bebo una taza de café amargo en un lugar ajeno que se llama exilio[1] El uso manifiesto de lo tanático es muy frecuente en la poesía cubana desde

Leer más
  Luis de la Paz

Lilliam Moro, de la mano de un ángel

Luis de la Paz

Hace unas semanas, durante la presentación en el Centro Cultural Español de su libro Contracorriente, poemario por el que recibió el Premio Internacional de Poesía “Pilar Fernández Labrador”, en Salamanca,

Leer más

Capitolio de La Habana – Daphne Rosas (2011)

Festival Vista Miami

Carlos Alberto Montaner – El por qué de los ataques acústicos en Cuba