Neo Club Press Miami FL

La Feria del Libro de Miami, ¿pasada de moda?

La Feria del Libro de Miami, ¿pasada de moda?

noviembre 11
20:48 2011

1-aab_feriadellibroLa edición de la Feria Internacional del Libro de Miami de este año 2011 excluyó la presentación de libros autopublicados, aquellos en los que el autor paga la publicación. Al menos eso notificó por escrito a dos autores que publicaron con Alexandria Library, sin preguntar siquiera si sus libros eran autopublicados (uno de ellos no lo era). Resultó más fácil vetar a la editorial sin haber anunciado previamente esa política en la convocatoria. No juzgaron a los libros por el contenido, sino por la editorial.

Curiosamente, los dos libros rechazados por la Feria de Miami habían sido aceptados previamente por la Feria de Guadalajara de este año. ¿Guadalajara más democrática que Miami? Una pregunta que ahora mismo se me hace difícil responder.

Otro dato que debe parecer raro es que la Feria del libro de Frankfurt programó oficialmente este año sesiones sobre la autopublicación y los eBooks. A propósito, ¿se habrá enterado la Feria del Libro de Miami que existen los eBooks?

Me gustaría conocer públicamente las razones de quienes tomaron esta decisión, porque la Feria del Libro de Miami se nutre de fondos públicos. Como estoy dolido, dejo a otros el ejercicio legítimo de explorar las razones de estas acciones, que no me parecen razonables.

The New York Times Book Review y una idea pasada de moda

Pero la Feria del Libro de Miami no está sola. La prestigiosa revista The New York Times Book Review no acepta títulos de libros autopublicados. Lo justifica de este modo:

“Nuestra idea, que puede estar pasada de moda, es que con el gran volumen de libros que publican cada año las editoriales tradicionales, y que beneficia a tantos autores, es casi seguro que todos los libros de mérito encuentran lugar en alguna de esas prensas”.

Pues sí, creo que esa “idea” está pasada de moda e implica dos cosas: a) si un libro tiene que autopublicarse para ver la luz es porque es una inmundicia. b) si un libro encuentra un editor tradicional es porque es un libro de mérito.

Sobran los ejemplos de excelentes autores que han autopublicado alguna de sus obras: José Martí, Lezama Lima, Leví Marrero, Walt Whitman, Edgar Allan Poe, Alejandro Dumas, Ernest Hemingway, Stephen King, Thomas Paine, Upton Sinclair, Mark Twain… Por otra parte, muchas grandes editoriales publican chatarra bien escrita explotando la fama de un autor, o convirtiendo en autor a un famoso, sin atender al mérito del contenido.

Esa política de The New York Times Book Review puede deberse a una razón más profana: proteger la gran industria editorial de Nueva York. Es siempre un ejercicio legítimo explorar las probables razones ocultas de una acción irracional.

Los escritores quieren escribir libros, no fabricarlos ni venderlos. Pero si en estos momentos se sientan a las puertas de las grandes editoriales, el 99.9% de ellos esperará por las calendas griegas.

La crisis de lo tradicional

La industria editorial tradicional está en crisis por desdeñar el progreso tecnológico que las editoriales de autopublicación abrazaron. Veamos:

•    La distribución de libros a través de las librerías tradicionales, al menos en Estados Unidos, entró en picada. Amazon (y similares), más un eficaz servicio postal, están acabando con ella. Cualquier libro se puede encargar desde la casa a mucho mejor precio. Borders, la segunda cadena de librerías en Estados Unidos, quebró este año. Barnes & Noble, la primera, está en capilla.

•    El lector vuelve la vista de la tinta a los dots. Un eBook cuesta varias veces menos que el mismo libro en papel. Se comienza a leer al instante, no pesa y no utiliza espacio en el anaquel. En estos momentos más de la mitad de los títulos se leen –en Estados Unidos– en lectores electrónicos (eReaders, computadoras y teléfonos celulares inteligentes). El eBook no necesita muchos de los servicios que prestan las editoriales tradicionales: diseño tipográfico, impresión en papel y distribución en librerías físicas.

•    Las grandes editoriales casi no hacen nada diferente de lo que puede hacer un autor por sí mismo para la promoción de su libro: reseñas y presentaciones. Si un libro es realmente bueno y de interés general basta con promoverlo un poco. Los lectores se encargan del efecto dominó.

•    Se puede contratar servicios editoriales on-line de excelentes editores profesionales, algunos excretados por la industria editorial tradicional.

•    Muchos autores importantes ya no encuentran beneficios en un editor arrogante que ni siquiera les consulta acerca de la portada de su libro y que ofrecen royalties por debajo del 10% del precio de venta.

Modesto Arocha es presidente de Alexandria Library, editorial miamense desde 1995

Sobre el autor

Kiko Arocha

Kiko Arocha

Modesto Arocha (Kiko). Nació en La Habana en 1937. Ingeniero en Electrónica y doctor en Ciencias Técnicas. Llegó a Estados Unidos en 1995 y decidió reinventarse como traductor y editor de sitios web y de libros, para lo cual fundó la editorial Alexandria Library (www.alexlib.com) en Miami. Es autor del bestseller "Chistes de Cuba", una antología de chistes populares contra el castrismo que recopiló en la Isla.

Artículos relacionados

1 comentario

Escriba un comentario

Armando de Armas en el Festival VISTA:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Hugo Fernández

Una trompetilla, eso es la libertad

José Hugo Fernández

  La trompetilla se fue de Cuba. Su ausencia representa para nuestra gente lo mismo que representó la retirada de los cohetes soviéticos para el régimen. De pronto, ya no

0 comentario Leer más
  Ángel Santiesteban

La Parca merodea

Ángel Santiesteban

  A la abuela se le ha hecho costumbre mantener la vigilia en las madrugadas. Espera impaciente en la oscuridad porque de todas maneras quedó ciega por la diabetes, y

0 comentario Leer más
  Nilo Julián González

Querido padre

Nilo Julián González

                si dejara de buscar el asombro de todo y del mundo si dejara de ver con sanidad con este es mi cuerpo

0 comentario Leer más
  Yosvani Oliva

Tenga cuidado la noche

Yosvani Oliva

                Ándese sobreavisada la noche tan permisora de este bufón aburrido buscando quien lo contente. Trastoca las prioridades y a quemarropa dispara estrellas

0 comentario Leer más
  Baltasar Santiago Martín

¿Suicidio?

Baltasar Santiago Martín

  En memoria de Juan O’Gorman             No entres al río con los bolsillos llenos de piedras como hizo Virginia; antes que suicidarte, arrójale las

0 comentario Leer más

Lo más reciente: