Neo Club Press Miami FL

La insoportable precariedad del transporte en Cuba

La insoportable precariedad del transporte en Cuba

abril 22
22:38 2011

1-calle_habaneraYo viví en La Habana toda mi vida y puedo decir que el transporte es uno de los tantos problemas que sufre la población cubana desde hace muchos años, siempre después del triunfo castrista.

Recuerdo que vivía en el Cerro y trabajaba en Obras Marítimas, en el pequeño poblado de Regla. Todos los días parecía que me iba a trasladar a otro país, pues si coger una guagua era desesperante, tener también que esperar por la lancha que cruzaba la bahía resultaba peor. Sumándole que cargaba con dos niños pequeños. Pero como la supervivencia dicta mecanismos impensables, ya mis hijos sabían cómo entrar primero a la lancha y a mí literalmente me subían. No entendía cómo llegaba, pero llegaba. Y así era una y otra vez.

Años más tarde, trabajando en G y 25, en la barriada del Vedado, ya no tuve que sucumbir al transporte público. Sólo debía caminar y caminar, una distancia muy considerable. Pero eso era para todo.

Cuando mi papá enfermó, no sabía cómo íbamos a llevarlo al hospital que quedaba aproximadamente a tres cuadras de la casa. Esto, aparentemente tan sencillo, se convertía en un serio problema existencial.

Son vivencias personales, pero cada cubano puede contar lo que pesa este rubro en la vida cotidiana.

Hoy precisamente estaba comentando con una compañera de trabajo sobre el tema. Estábamos analizando que los cubanos somos adictos a viajar y coincidimos en que era por eso mismo, por el síndrome de la asfixia a la que se refiere Montaner, y que predomina en Cuba.

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

Carlos Alberto Montaner sobre el discurso del presidente Trump en la ONU:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Hugo Fernández

Breves apuntes sobre la brevedad

José Hugo Fernández

1-Augusto Monterroso, artífice de la brevedad literaria, se encontró cierta vez con un presunto lector, quien le dijo que estaba leyendo una de sus obras, El dinosaurio, que es justo

0 comentario Leer más
  Rafael Vilches

Y si murmuro

Rafael Vilches

                  Si mis labios dicen libertad, mi corazón esponjado late, por esta isla que son mis ojos atravesados por el mar, por

0 comentario Leer más
  Philip Larkin

Tres tiempos

Philip Larkin

                  Esta calle vacía, este cielo gastado hasta lo insípido, este aire, un tanto indistinguible del otoño como un reflejo, constituyen el

0 comentario Leer más

Capitolio de La Habana – Daphne Rosas (2011)

Festival Vista Miami