Neo Club Press Miami FL

Laura Pollán: Gladiolos para tu alma

Laura Pollán: Gladiolos para tu alma

octubre 16
04:34 2011

1-abc_gladiolo_laura-pollanLaura Pollán no está muerta. Vive en la sabia que alimenta los árboles robustos de la Quinta Avenida y del Paseo del Prado. Vive en cada lágrima de las madres cubanas que  han llorado la muerte de sus hijos. Me niego a creer que no escucharé su voz dulce y enérgica denunciando el golpe bajo, la palabra soez,  la cobardía expresada en la amenaza vil y rampante. Laura Pollán no ha muerto.

Las olas del Malecón habanero arremeten con fuerza contra el arrecife de la injusticia y el crimen. El Cristo de La Habana, con los brazos abiertos, acoge misericordioso el grito silencioso de los asesinados y el Parque Central, impotente y martiano, ha parido gladiolos rosados que gritan libertad.

La Calle Neptuno se nubló de ira cuando las turbas le desgarraron sus vestidos y arañaron su espalda. A cada paso firme de Laura Pollán le siguió el temblor de la Fiera Cobarde,  incapaz de soportar el puño en alto, la palabra perfecta, el corazón pujante.

La Patria acogió en sus manos las cenizas blanquecinas de su cuerpo para esparcirlas por cada casa, cada habitación, cada rincón de La Habana en penumbras.  Las palomas de La Lonja del Comercio, indefensas, tiemblan de miedo porque la soledad y el desamparo las oprime. Los Leones del Prado rugen de furia porque no camina a su lado Laura, la Invencible.

Santa Rita, con el velo al descubierto, se bajó del altar para llorar su ausencia. El Castillo del Morro apagó su farola para hundirse en el mar de lamentos que ensordece a la Fiera Cobarde, al Tirano más ruin.  

Laura vive. La Habana sostiene en sus manos gladiolos que gritan libertad.

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

Armando de Armas en el Festival VISTA:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Hugo Fernández

Una trompetilla, eso es la libertad

José Hugo Fernández

  La trompetilla se fue de Cuba. Su ausencia representa para nuestra gente lo mismo que representó la retirada de los cohetes soviéticos para el régimen. De pronto, ya no

0 comentario Leer más
  Ángel Santiesteban

La Parca merodea

Ángel Santiesteban

  A la abuela se le ha hecho costumbre mantener la vigilia en las madrugadas. Espera impaciente en la oscuridad porque de todas maneras quedó ciega por la diabetes, y

0 comentario Leer más
  Nilo Julián González

Querido padre

Nilo Julián González

                si dejara de buscar el asombro de todo y del mundo si dejara de ver con sanidad con este es mi cuerpo

0 comentario Leer más
  Yosvani Oliva

Tenga cuidado la noche

Yosvani Oliva

                Ándese sobreavisada la noche tan permisora de este bufón aburrido buscando quien lo contente. Trastoca las prioridades y a quemarropa dispara estrellas

0 comentario Leer más
  Baltasar Santiago Martín

¿Suicidio?

Baltasar Santiago Martín

  En memoria de Juan O’Gorman             No entres al río con los bolsillos llenos de piedras como hizo Virginia; antes que suicidarte, arrójale las

0 comentario Leer más