Neo Club Press Miami FL

Los bonobos y el estrés

Los bonobos y el estrés

mayo 26
04:27 2011

1-amor_de_bonoboNo, no fueron los bonobos los que propagaron el Sida, como un amable lector anónimo pretende establecer. Ni siquiera los hippies, que llegaron mucho después –aunque se popularizaron primero–. Me temo que los culpables están al doblar la esquina, los kahn troglodytes, los estresados de toda la vida, que no conciben el sexo y la cotidianeidad más que como un ejercicio de dominación, y en su inclemente bioquímica convierten el estrés en virus, y el virus en Sida.

Los bonobos no. Los bonobos disfrutan el arte de vivir. Primar para ellos es secundario y, por tanto, no se estresan. ¡Simplemente viven!

El naturalista Brian Hare tiene una hipótesis para explicar la evolución de los bonobos:

“Del mismo modo que pasó con los animales domésticos, hubo una selección que favoreció el carácter poco agresivo de los bonobos y produjo cambios en su organismo. Es muy probable que esto haya sucedido a través de las hembras, que durante generaciones han preferido a los machos menos agresivos; es una selección sexual. La selva donde viven es tan rica en recursos, que las hembras se pueden dar el lujo de estar juntas en grandes grupos y formar coaliciones que no se ven en los chimpancés. Se cuidan unas a otras y desalientan a los machos que se ponen pesados. Ellas son las que mandan”.

Los bonobos mantienen relaciones homo y bisexuales; algunos cambian de pareja frecuentemente y otros establecen relaciones duraderas. Las bonobos homosexuales suelen adoptar crías huérfanas (en una misma comunidad conviven homosexuales, bisexuales y heterosexuales sin mayores conflictos). El estrés es desterrado por el placer –el sexo–, que libera tensiones, y la solidaridad entre iguales que defienden una causa común: el bienestar general que posibilita y alimenta la realización individual. En este contexto, la diferencia es tolerada, e incluso disfrutada.

Pero para entender mejor este capítulo, por favor amable lector, dé clic aquí.

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

Armando de Armas en el Festival VISTA:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Hugo Fernández

Una trompetilla, eso es la libertad

José Hugo Fernández

  La trompetilla se fue de Cuba. Su ausencia representa para nuestra gente lo mismo que representó la retirada de los cohetes soviéticos para el régimen. De pronto, ya no

0 comentario Leer más
  Ángel Santiesteban

La Parca merodea

Ángel Santiesteban

  A la abuela se le ha hecho costumbre mantener la vigilia en las madrugadas. Espera impaciente en la oscuridad porque de todas maneras quedó ciega por la diabetes, y

0 comentario Leer más
  Nilo Julián González

Querido padre

Nilo Julián González

                si dejara de buscar el asombro de todo y del mundo si dejara de ver con sanidad con este es mi cuerpo

0 comentario Leer más
  Yosvani Oliva

Tenga cuidado la noche

Yosvani Oliva

                Ándese sobreavisada la noche tan permisora de este bufón aburrido buscando quien lo contente. Trastoca las prioridades y a quemarropa dispara estrellas

0 comentario Leer más
  Baltasar Santiago Martín

¿Suicidio?

Baltasar Santiago Martín

  En memoria de Juan O’Gorman             No entres al río con los bolsillos llenos de piedras como hizo Virginia; antes que suicidarte, arrójale las

0 comentario Leer más