Neo Club Press Miami FL

No te rindas nunca

 Lo último
  • Razones de Díaz-Canel para traicionar al Mejunje de Silverio Dos son las razones que han llevado al régimen cubano a transar con las iglesias en la retirada del matrimonio igualitario de la propuesta de Nueva Constitución: 1-La necesidad de...
  • Trespatinismo a la carta Escuché que en cierto país del norte de Europa (Dinamarca, creo) se tramita la aprobación de una ley según la cual los hombres tendrían que orinar sentados. Supongo que la...
  • Loas para dirigentes y sones para turistas A esos compositores nuestros, que tan ávidos se han mostrado de cantarle a Fidel, a Raúl… ¿Y a Díaz, por cierto, para cuándo? Aunque sin generalizar, hay sin dudas mucho...
  • El mito de la ancestral laboriosidad del cubano Cuba ha echado su suerte desde 1793 al azúcar, y si bien esa decisión en un inicio lleva a la Isla a convertirse en uno de los lugares más prósperos...
  • ¿Lo peor vendrá después? Los cubanos conocemos lo que significa vivir en el ojo del ciclón. Es el sitio en que nuestra isla ha estado permanentemente en los últimos sesenta años. Falsa calma interior,...

No te rindas nunca

No te rindas nunca
diciembre 08
17:02 2015

 

Yo me llamo Nilo Julián. Mi nombre artístico es Homo Nganga. Soy un artista cubano interesado en la plástica y creador de eventos culturales de alcance nacional en Cuba y quiero aprender algo más del mundo del arte y de las artes plásticas en particular. Sé que no nos conocemos, pero a pocas personas en las redes sociales digitales escucho hablar con humana sabiduría de la relación entre el arte y el alma.

Tengo desde hace años una lista inmensa de preguntas y pocos amigos con los cuales poder dilucidar mis dudas acerca de este tema. De las fuerzas creativas del espíritu hablan pocos en Cuba, y de su relación con la parte material de la Historia del Arte mucho menos.

Largas fueron y aún son de intensas las batallas en mi alma, con mi ego y la autoestima. Largas y dolorosas. Alegres y llenos de penas son “los sucesos” que nombramos exponer, dibujar, esculpir, pintar o mostrar como performances. He llegado hasta aquí con una inmensa confusión y sin saber dónde buscar un camino a la luz de las respuestas o de un estanque donde aplacar las dudas al menos el tiempo necesario, para poder respirar y seguir al menos con el bregar del día a día.

Nilo

Aún no puedo dibujar como si respirara. Aún no puedo leer el poema como si fueran latidos de mi corazón las palabras dichas por mi boca.

Hay una técnica, dicen, para cada cosa que sale de las manos del hombre, pero… ¿y la técnica para las cosas del alma?

Viví muchos años en Omni Zona Franca. Con ellos, con los seres humanos vestidos de poetas, dibujantes, pintores, vestidos de teatro, aprendí a decir estoy cansado. Aprendí a pedir ayuda para cargar las maletas de esta vida. Gracias a ellos soy mejor persona, conmigo quiero decir, me reconozco mejor, me quiero más, me cuido… pero detenido en las esquinas, miro y “veo” y mi mente se pregunta cosas sobre la mecánica del mundo y su funcionamiento. Las palancas y los planos inclinados que siempre existieron y van a existir cuando ya no pueda estar más aquí. Es verdad y cada día recuerdo las conversaciones en el taller, que cada pregunta sobre el mundo es una pregunta sobre nuestro espíritu y una manera de llegar más profundo y escarbar en algunas realidades que por la mala educación recibida vivimos sin poder comprender y aprender.

Algo cambió dentro de mi alma #amigos del #mundo. Algunas cosas dejan de existir y otras nuevas se asientan y vienen en camino. Si el infierno no es un lugar físico como dicen los científicos, no hace falta que lo sea: ando con él a cuestas, y con sus demonios también.

PD. Querido amigo Albert Viladrosa Vila, cuando vi tu comentario en Facebook y tu burla en una foto realizada por mí y con tanto valor espiritual para mis amigos, sentí la furia que en mi barrio estamos acostumbrados a mostrar cuando algo nos ofende. Sentí esa furia, pero ni uno de los músculos de mi cuerpo se movió. Estaba respirando, estaba mucho más sorprendido de que hubieras dedicado algunos segundos a burlarte de alguien que te es completamente ajeno. De alguien que solo quiere ser una mejor persona.

Este post es mi respuesta. También está llena de amor y de lucha interior. Nunca me he rendido, no te rindas nunca.

Sobre el autor

Nilo Julián González

Nilo Julián González

Nilo Julián González nació en 1967 en La Habana. Escritor, dibujante, pintor, curador, grafitero, performer, trabaja la fotografía y es realizador audiovisual. De formación autodidacta, es uno de los fundadores del proyecto Omni Zona Franca, con origen en la zona periférica de Alamar, al este de la capital cubana. Integrante fundador de ACETATO Producciones, reside en la Isla. Su poemario “Toca al corazón que late” fue publicado por Neo Club Ediciones en 2014.

Artículos relacionados

Radio Viva 24

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Hugo Fernández

Cuánto valor cuesta no tener valor (fragmento)

José Hugo Fernández

Para Imre Kertész, el célebre escritor húngaro, Premio Nobel de Literatura en 2002, “el destino del varón en esta tierra no es otro que destruir lo tierno y lo bello,

Leer más
  Luis de la Paz

En los tiempos difíciles de Heberto Padilla

Luis de la Paz

    En una remotísima tarde de verano, sería el año 71, o tal vez el 72, el escritor José Abreu Felippe, a quien tanto le debo, me mostró un

Leer más
  Alcides Herrera

No me hables más

Alcides Herrera

                  El futuro soy yo y en él me siento. Es su bar. Me rodea Copenhague y una brisa futura me acaricia

Leer más

Capitolio de La Habana – Daphne Rosas (2011)

Festival Vista Miami