Neo Club Press Miami FL

Por qué me fui de Cuba

Por qué me fui de Cuba

marzo 09
18:05 2011

1166-Los policías me paraban en cada esquina, me ofendían y me manoseaban el carnet. También me multaban por tener deteriorado el carnet que ellos mismos deterioraban con su enfermizo e incesante manoseo. Sin carnet en Cuba no se puede vivir.

-La gente se metía en mi casa, se inmiscuía en mis asuntos, los vecinos no me perdían pie ni pisada, y yo no soporto la promiscuidad. ¡Se introducía una señora en mi apartamento, a la fuerza, a levantar actas cederistas cada vez que yo recibía a un pariente residente en el extranjero!  En Cuba no se puede vivir puertas adentro (tarde o temprano te las abren).

-Tampoco me dejaban dormir los vecinos, la mayoría de los cuales no trabajaba ni trabaja. En Cuba casi nadie trabaja. Y en los domingos de las “asambleas de rendición de cuentas”, o en las mañanas de las “votaciones del poder popular”, me derrumbaban la puerta a golpes. No podías ausentarte, imposible “desaparecerse”, había que “votar temprano”. Y yo sin paz no puedo vivir.

-Yo sigo al Manchester United, de la Liga Inglesa de Fútbol (Premier League), y en Cuba sólo podía seguir el béisbol destartalado del Comandante en Jefe. Cuando conseguía algún videíto de trasmano, en el mercado negro, contenía por lo general partidos entre equipos españoles y tenía semanas, a veces meses, de retraso. Y yo sin el Manchester (o sin circo, llámenle como deseen) no puedo vivir.

-El champú Suchel, que era lo mejorcito y más económico que podía conseguir de cuando en cuando –muy esporádicamente– para bañarme, me producía caspa y alergias. Comenzó a caérseme el pelo. Y yo calvo no estoy dispuesto a vivir.

-Con la caída del “campo socialista” comenzaron a comercializarse en La Habana pizzas elaboradas con queso blanco o “del campo”, de consistencia esponjosa y sabor muy distinto al auténtico queso amarillo que lleva una pizza, y que no aparecía por ninguna parte. Y yo sin pizza no puedo vivir.

-No había servilletas de papel, mucho menos de tela, en toda Cuba. ¿Y en esa cochambre quién vive? Por eso me fui de ese país surrealista. Y creo que no vuelvo más.

Etiquetas
Compartir

Sobre el autor

Carlos Scholkow

Carlos Scholkow

Artículos relacionados

1 comentario

  1. Julio Benitez
    Julio Benitez enero 26, 21:26

    Me fui de Cuba porque me robaron mi vida y porque como el autor ya no podía estar allá.

    Reply to this comment

Escriba un comentario

Video destacado:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Orlando Fondevila

Permitidme

Orlando Fondevila

                Permitidme ser el poema del irrompible y tutelar secreto. Está en la estrella y no es la estrella. Está en la arboladura

0 comentario Leer más
  Denis Fortún

Fábula sumaria

Denis Fortún

                Una mujer que negocia brillos y artificios que se dice equilibrada que me sabe irresponsable melindrosamente redunda en titubeos conduce simulacros emigra

0 comentario Leer más
  Félix Rizo

Puertas

Félix Rizo

                Hay puertas que atropellan la noche otras que protestan por silencio y puertas que desgarran mil sonidos bajo las pesadillas de los

0 comentario Leer más

Festival Vista Miami