Neo Club Press Miami FL

Rusia en los cielos de Siria

 Lo último
  • Una influencia peligrosa Hace un tiempo fui invitado a un programa de televisión. Para tratar un tema interesante, “la actual influencia del Islam en Occidente”. La velocidad de la televisión impide profundizar en...
  • China a la conquista de América Latina Los caballeros sólo defienden las causas perdidas. Lo dijo Borges, a quien le encantaban las boutades. Me gusta recordarlo con relación a Taiwán. Se trata de una causa hermosa y...
  • Crónica del Medio Oriente El presidente Donald Trump tuiteó el lunes: “Anunciaré mañana mi decisión sobre el acuerdo con Irán desde la Casa Blanca a las 2:00 p.m.”. Su anuncio llegó cuatro días antes...
  • Deshojando la margarita coreana Sería irónico que el aislacionista Donald Trump atacara preventivamente a Norcorea, pero existe una alta probabilidad de que eso ocurra. Él mismo lo ha dicho. En abril envió al vecindario...
  • Bomba norcoreana alcanzaría Estados Unidos vía satélite Una bomba nuclear por satélite podría alcanzar territorio de Estados Unidos en un eventual enfrentamiento con Corea del Norte, indicó Alejandro Cao de Benós, comentarista en español del régimen comunista...

Rusia en los cielos de Siria

Rusia en los cielos de Siria
octubre 01
18:59 2015

 

Luego de miles de mujeres, niños y ancianos gaseados sin piedad, de decenas de miles de muertos, del desplazamiento de cientos de miles de refugiados a Europa y otras regiones, Estados Unidos descubre que quien manda ahora en los cielos de Siria es la vieja Rusia de Vladimir Putin. “Los blancos de los bombardeos de esta semana han sido escogidos en coordinación con las fuerzas armadas de Siria”, afirmó este jueves el portavoz de gobierno ruso Dmitry Peskov. Así que a confesión de partes, relevo de pruebas.

Y por supuesto, Asad prefiere bombardear a sus opositores antes que a los islamistas de ISIS. El secretario de Defensa de Estados Unidos, Ashton Carter, lo reconoció este miércoles: que el primer ataque aéreo ruso en Siria ha tenido lugar en una zona sin control del grupo yihadista, algo que adicionalmente ha denunciado la oposición al régimen sirio. También The Wall Street Journal ha publicado que uno de los primeros bombardeos rusos golpeó un área controlada por rebeldes “respaldados por la CIA”.

Hay que decir que la actual administración estadounidense estuvo condenada a actuar durante mucho tiempo en Siria, y sin embargo no lo hizo. La famosa línea roja agitada por Obama fue cruzada tantas veces que ya no hubo línea que valiera un comino, ni color visible. Según nos advertía el secretario de Estado John Kerry allá por el año 2013, “este debate es acerca de la línea roja del mundo, se trata de la línea roja de la humanidad”. Palabras que ahora suenan a humor negro mezclado con realismo sucio.

Cabe recordar que durante un año o poco menos, a partir de la primavera de 2011, la oposición siria se manifestó en la calles pacíficamente, recibiendo como respuesta tiros, cárcel, tortura y represión. La guerra ha sido, sobre todo, una respuesta de Bachar al Asad a la disidencia interna, no al terrorismo islamista o a la intromisión de potencias extranjeras. Solo después de varios meses de poner el muerto, la sociedad civil siria se armó y respondió al fuego con fuego. Por supuesto, en aguas revueltas comenzaron también a pescar elementos indeseables, incluso miembros de un naciente Estado Islámico (ISIS). Pero esto fue colateral al menos en los dos primeros años de un conflicto minuciosamente provocado por Damasco.

El grado de ensañamiento a que ha llegado el conflicto sirio, cuya guinda de pastel son los actuales bombardeos rusos, constituye una consecuencia de la errada política internacional emprendida por Washington en los últimos años. La descarnada prepotencia imperial de los zares, in crescendo de la mano de ese antiguo policía del pensamiento que es Putin, constituye otra muestra de ello. La inoperancia de Naciones Unidas, una organización del pasado secuestrada por el poder de veto de países como Rusia y China, obligaba a Estados Unidos a actuar ya desde 2012, pero ello nunca ocurrió. ¿Y ahora qué?

La familia Al Asad lleva ya 45 años en el poder, y sigue matando con aviones rusos.

Sobre el autor

Armando Añel

Armando Añel

Armando Añel (La Habana, 1966). Ghost Writer, fue periodista independiente en Cuba. En 1999 recibió el Primer Premio de Ensayo de la fundación alemana Friedrich Naumann. Ha sido columnista de periódicos como Tiempos del Mundo, Libertad Digital y Diario las Américas, y editor de revistas como Perfiles, Encuentro de la Cultura Cubana, Islas y, actualmente, Herencia Cultural Cubana. Ha publicado las novelas "Apocalipsis: La resurrección" y "Erótica", la compilación de relatos "Cuentos de camino", los poemarios "Juegos de rol" y "La pausa que refresca" y las biografías "Instituto Edison: Escuela de vida" y "Jerónimo Esteve Abril, apuntes y testimonios", entre otros. Vive en Miami.

Artículos relacionados

Radio Viva 24

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  José Hugo Fernández

Cuánto valor cuesta no tener valor (fragmento)

José Hugo Fernández

Para Imre Kertész, el célebre escritor húngaro, Premio Nobel de Literatura en 2002, “el destino del varón en esta tierra no es otro que destruir lo tierno y lo bello,

Leer más
  Luis de la Paz

En los tiempos difíciles de Heberto Padilla

Luis de la Paz

    En una remotísima tarde de verano, sería el año 71, o tal vez el 72, el escritor José Abreu Felippe, a quien tanto le debo, me mostró un

Leer más
  Alcides Herrera

No me hables más

Alcides Herrera

                  El futuro soy yo y en él me siento. Es su bar. Me rodea Copenhague y una brisa futura me acaricia

Leer más

Capitolio de La Habana – Daphne Rosas (2011)

Festival Vista Miami