Neo Club Press Miami FL

Sobre algunos bailarines cubanos, el agradecimiento y la libertad

Sobre algunos bailarines cubanos, el agradecimiento y la libertad

Sobre algunos bailarines cubanos, el agradecimiento y la libertad
agosto 10
10:08 2014

Esta es una breve reflexión sobre la ausencia en el conversatorio del pasado sábado 9 de agosto de la mayoría de los bailarines que participaron en las recientes galas del Ballet Clásico Cubano de Miami con grandes selecciones de los Ballets Rusos.

El Centro Cultural Hispano para las Artes de Miami, la Fundación Apogeo para el arte público y la Fundación de las Américas invitaron a un conversatorio con los bailarines que participaron en las recientes galas del Ballet Clásico Cubano de Miami, fundado y dirigido por el maestro Pedro Pablo Peña, donde se presentó además el número de junio/julio de la revista Caritate, con una extensa reseña de la primera Gala de Homenaje a los Ballets Rusos de Serguéi Diáguilev, celebrada el 15 de junio del 2014.

Me resulta bastante preocupante la ausencia de la mayoría de los bailarines invitados, a saber: Jaime Reytor, Liset Santander, Edward González, Ihosvani Rodríguez, Kelvin Ravines, Yaíma Méndez, Ariel Soto, Gretel Batista, Randy Crespo, Mónica Gómez y José Ignacio Galíndez, sobre todo de aquellos que se fueron del Ballet Nacional de Cuba durante la visita de esta compañía a Puerto Rico y han encontrado en Miami, encabezado por el maestro Pedro Pablo Peña, un cálido apoyo y la oportunidad de bailar en las dos importantes galas mencionadas.

Los únicos bailarines participantes en el conversatorio fueron Jorge Oscar Sánchez y Manuela Navarro, que sacaron la cara por sus compañeros ausentes y amablemente respondieron las preguntas e inquietudes de los miamenses asistentes al encuentro, donde tuvo lugar un interesante y enriquecedor debate sobre dichas galas, sus experiencias en Cuba y sus expectativas de futuro.

Es cierto que no era obligatorio que asistieran, pero me gustaría que los bailarines ausentes aludidos repensaran si debieron o no asistir a este encuentro con los miamenses interesados en el ballet y en conocer de primera mano sus vivencias como bailarines, porque era una manera muy sencilla y elegante de agradecer el apoyo recibido por parte del Ballet Clásico Cubano de Miami y, sobre todo, de su fundador y director, el maestro Pedro Pablo Peña, así como del público miamense.

Su ausencia, en general, denota la falta de compromiso con sus propias carreras y el egoísmo que desgraciadamente caracteriza al llamado “hombre nuevo” cubano, al que lo único que le interesa es resolver su problema personal, sin importarle la ética ni mostrar agradecimiento. Están a tiempo para cambiar, porque la vida en libertad les pasará la cuenta si no lo hacen.

Sobre el autor

Baltasar Santiago Martín

Baltasar Santiago Martín

Baltasar Santiago Martín (Matanzas, 1955). Ingeniero estructural, en 1987 fundó en La Habana el grupo “Arar” (Arte y Arquitectura). Tiene publicados “Amaos los unos a los otros” (Betania), “Esperando el velorio” (Alexandria Library), “Calentando el bate” (ZV Lunáticas), “Una vida, un tren”, (Alexandria Library) y “Visión 21/21”, (Linden Lane Press), entre otros libros. En 2008 creó la Fundación Apogeo para el arte público, y en 2013 la revista cultural Caritate, tras casi cuatro años como columnista y jefe de redacción de la revista Venue. Es corresponsal en Miami de la revista Newsweek en español.

Artículos relacionados

1 comentario

  1. Gabriel
    Gabriel agosto 11, 22:02

    Me uno a vuestras palabras y aplaudo como siemore la valentia de decir lo correcto en su justo momento. Abrazamos la etica de los bailarines Manuela Navarro y Jorge Oscar Sánchez, esperaba hacer un tema de esto pero usted como siempre tan arquiteco de la verdad y opinuion.

Escriba un comentario

Carlos Alberto Montaner entrevista a Catalina Serrano

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Adrián Morales

Borrón y cuenta nueva

Adrián Morales

  No podemos seguir dándole brillo al pasamanos del Titanic. En la tierra que veo un sabio meteoro (puede ser un drone) extingue carbónico al tiranosaurio racionalista que se aferra

1 comentario Leer más
  José Hugo Fernández

Una trompetilla, eso es la libertad

José Hugo Fernández

  La trompetilla se fue de Cuba. Su ausencia representa para nuestra gente lo mismo que representó la retirada de los cohetes soviéticos para el régimen. De pronto, ya no

0 comentario Leer más
  Ángel Santiesteban

La Parca merodea

Ángel Santiesteban

  A la abuela se le ha hecho costumbre mantener la vigilia en las madrugadas. Espera impaciente en la oscuridad porque de todas maneras quedó ciega por la diabetes, y

0 comentario Leer más
  Nilo Julián González

Querido padre

Nilo Julián González

                si dejara de buscar el asombro de todo y del mundo si dejara de ver con sanidad con este es mi cuerpo

0 comentario Leer más
  Yosvani Oliva

Tenga cuidado la noche

Yosvani Oliva

                Ándese sobreavisada la noche tan permisora de este bufón aburrido buscando quien lo contente. Trastoca las prioridades y a quemarropa dispara estrellas

0 comentario Leer más