Neo Club Press Miami FL

Tsunami: Fin del mundo a lo pentecostal

Tsunami: Fin del mundo a lo pentecostal

septiembre 12
04:08 2011

1-abc_obispa_cubaTsunami. Apocalipsis. Fin del mundo. Ahora quieren hacernos creer que el pastor Braulio Herrera Tito, en rebeldía religiosa tras ser oficialmente expulsado de la Iglesia Pentecostal Asamblea de Dios, está a la espera del Armagedón en su templo de Infanta y Manglar, en La Habana. El sitio donde vive desde hace varios años: donde nació uno de sus hijos y habitan su esposa y suegros. Su casa. De donde quieren desalojarlo.

Lo que pasa es que el pastor hablaba demasiado. Decía cosas que la alta jerarquía pentecostal no podía permitirse en Cuba, país donde la mayoría de las denominaciones protestantes, y muchas católicas, están penetradas por la Seguridad del Estado y suelen obedecer “orientaciones de arriba”. De arriba, pero no del cielo: Del Consejo de Estado directamente. Por eso fue expulsado.

¿Cuándo se ha visto semejante despliegue policial para interrumpir un retiro religioso que supuestamente aguarda el fin del mundo? Hace horas que un amplio cordón policiaco impide el acceso al templo, y el tráfico se ha interrumpido en la zona, de las más céntricas de La Habana. Como oportunamente apuntara el bloguero Orlando Luis Pardo vía Twitter, si se trata sólo de un asunto interno de la Iglesia Pentecostal, ¿por qué las autoridades cubanas han llegado al extremo, coyunturalmente, de quitarle la electricidad al sitio habiendo niños y mujeres embarazadas dentro?

Desde el 21 de agosto, acompañado voluntariamente por unas sesenta personas, entre fieles y familiares que lo apoyan, Braulio Herrera permanece plantado, tras no presentarse a una vista judicial por “ocupación ilegal” del recinto ahora cercado por la policía. Según informes de Martí Noticias, fue el superintendente principal de las Asambleas de Dios en Cuba, Héctor Hunter, quien pidió al gobierno que desalojara al pastor rebelde. Y es que Herrera no se ha plegado al contubernio entre las máximas autoridades pentecostales y la dictadura, ejerciendo su magisterio libremente y criticando el estado de cosas fraguado por el castrismo, como deberían hacer todos los cobardes evangélicos que en la Isla viven a costa del sufrimiento del pueblo cubano.

Protestantes, ¡protesten! Tsunami es el que va a pasarle por arriba al esclerótico y anquilosado régimen de Raúl Castro si no “se mueve extraño” muy pronto. Poco falta para el Apocalipsis oficialista. Tiempo al tiempo.

Compartir

Sobre el autor

Neo Club

Neo Club

Artículos relacionados

0 Comentario

No hay comentarios

No hay comentarios, escribe el tuyo

Escribe un comentario

Escriba un comentario

el Instituto la Rosa Blanca entrega tercer premio “Juana Gros de Olea”. enero 28, 2017:

Letras Online

LA REVISTA INTERACTIVA DE NEO CLUB PRESS
  Francisco Alemán de las Casas

La huérfana

Francisco Alemán de las Casas

                Cuando niña fui un poco más huérfana que ahora tuve que recuerde nueve padres sucesivos en dos años También una madre de

0 comentario Leer más
  Manuel Gayol Mecías

Cuatro fases del sueño

Manuel Gayol Mecías

  En el sueño, por mi propia experiencia de soñador, hay una transfiguración narrativa y otra poética. Y en la primera, que va desde la duermevela y la región Alfa

0 comentario Leer más
  Jorge Olivera Castillo

Alucinaciones

Jorge Olivera Castillo

                Un ilustre representante del proletariado me pregunta si lo que se mece en sus pupilas es un puente de plata Le advierto

0 comentario Leer más

Festival Vista Miami